A VUELTAS CON EL TUPPER

Este final del verano 2012 lo vamos a recordar como el de la guerra del tupper.  Es un tema que ya tenía pensado volver a tocar,  antes de irme de vacaciones me encargaron para Vogue escribir algo sobre comer en la oficina, y pensé que era el momento no solo de hablar del tupper sino de retomar el blog. Confieso que desde el mes de abril he pasado una etapa difícil y no he tenido ánimo ni energía para hacerlo, pero ahora todo está en orden otra vez y es el momento, además el numero de Vogue sale  esta misma semana y me parece una buena idea hacerlo coincidir.

Es un  problema  que me plantea  mucha gente en la consulta, que por el hecho de comer  fuera  a diario, engordan, tienen malas digestiones… y es que el problema de los menús baratos es la calidad de los productos que utilizan en especial el tipo de grasas. Poco aceite de oliva que es muy caro, y mucho aceite “especial para hostelería“ que en general se trata de aceites varios de menor calidad, y lo que es peor suelen contener grasa hidrogenadas por lo que además  el colesterol y los triglicéridos suelen  ponerse por las nubes. Eso en cuanto a la calidad, además suelen estar mal combinados, sobrecargados de carbohidratos de absorción rápida, que se traduce en bajo rendimiento durante la tarde. Por otro lado, si  se come a la carta en esas comidas con clientes, aunque la calidad suele ser un poco mejor, el resultado final es el mismo, se come en exceso, no siempre bien combinado y lo que es peor además se abusa del alcohol.  No quiero entrar en el tema económico que también hay que tenerlo en cuenta,  pero sí de los beneficios que reporta no solo para el peso si no para la salud el llevarse la comida de casa preparada por uno mismo.

Sé que es un poco más de lio, pero con un poco de organización es fácil, incluso combinar la comida que los hijos se llevan al cole con la nuestra. Si algo me está quedando claro de esta crisis brutal que estamos viviendo, es que podemos perfectamente prescindir de lo superfluo, pero no de lo necesario, y comer, comer bien quiero decir, es una necesidad principal. Es más me parece un principio ético al que todos de una manera u otra debemos volver, el preocuparnos y ocuparnos nosotros mismos de lo que cocinamos y comemos. Además pienso que lo que hacemos con nuestras manos es una forma de darle nuestra energía , y siento  que no solo lo hago para mí sino que  también de esta manera estoy cuidando a los que van a comerse lo que estoy  cocinando.  Ya he contado que suelo cocinar los domingos por la mañana, pues Isa y yo comemos en la consulta todos los días, así que la tengo en cuenta a la hora de preparar los menús. No le  gusta mucho el pescado,  y trato de hacerlo de la forma más sencilla posible incluyendo algún ingrediente que lo camufle un poco como salsa de soja o mostaza.

Las legumbres se pueden congelar perfectamente, suelo prepararlas solo con verduras para hacer más fácil la digestión, contienen carbohidratos de absorción lenta, que nos ayudan a mantener la energía alta y por tanto la concentración  durante toda la tarde. El arroz integral también se congela  muy bien, uso el basmati integral o el de de grano largo de tres colores, lo dejo la noche anterior a remojo y así se cuece en menos de media hora, después lo salteo con poco aceite con algunas verduras, últimamente lo hago mucho con setas y algas, este tipo arroz tiene un índice glucémico muy bajo, lo que nos hace sentir más ligeros, evitando la somnolencia de media tarde. En cambio la pasta si da bajón por eso no la suelo traer, pero sirve perfectamente como un primer plato  para un menú infantil. Estos platos; lentejas, arroz, los considero segundo platos porque nosotras sí hacemos dieta disociada, y con una ensalada por delante son los menús Tipo1. Las ensaladas las preparamos aquí, últimamente hacemos mucho una con endibias, apio, zanahoria y manzana. Las vitaminas del grupo B de las endibias  y la vitamina A de la zanahoria, ayudan a combatir la fatiga que produce en la vista estar muchas horas delante del ordenador. Además tanto las endibias como el apio, son tónicos y desintoxicantes del hígado y la vesícula, lo que facilita la digestión y evita el estreñimiento. Es mejor utilizar hojas amargas y oscuras (berros, rucola, canónigos, espinaca) que lechuga, pues esta contiene un aceite esencia volátil que produce mucha flatulencia.

Casi todas las verduras, congelan muy bien una vez cocidas. Me gusta, eso si, que sean las de la temporada, odio comer cardo en verano, y gazpacho en invierno. Ahora es tiempo de coles, y pronto empieza la calabaza. Las coles al contrario de lo que se cree son muy digestivas sí  se cuecen poco, las suelo después marinar con un poco de curry, esta especia ayuda con la digestión y contribuye a aumentar las defensas. Ideal para prevenir los constipados en cuanto empiece el frio. Estamos también en plena temporada de pimientos, mientras se cuecen el resto de las verduras, siempre tengo varios en el horno, que junto con unas cebolletas y unos ajos, es una escalibada estupenda y a las malas (si algún día el congelador esta misteriosamente vacio…), sobre un buen pan integral puede ser un menú Tipo 1 buenísimo.

Los platos de carne también son fáciles de congelar, aunque algunos más pesados de elaborar como las albóndigas, suelo preparar mucho redondo de pavo, solomillos de cerdo y pollo hecho a la plancha con un poco de salsa de soja, son fáciles de calentar y muy ligeros.  Aportan proteínas de alto valor biológico y muy poca grasa, por lo que son alimentos que dan fuerza y no sobrecargan las digestiones. En el mes de agosto publicamos en www. tudespensa.com la receta del redondo de pavo, y ahora se publica una de salmón con brócoli, buenísima y facilísima.

El salmón, y todos los pescados azules contienen ácidos grasos Omega 3, que son potentes antiinflamatorios, ideales para combatir los dolores musculares que se producen al cabo de agotadoras jornadas laborales, además tienen un efecto calmante sobre el sistema nervioso, por lo que son un alimento antiestress estupendo.

Así que vamos a empezar este curso no con la guerra del tupper, sino con la paz del tupper, la que nos proporciona cuidarnos a nosotros mismos, porque queremos y podemos. Y los políticos que sigan hablando de lo suyo.

Otra actividad típica del inicio del curso, es irse de compras para renovar el armario,  dejo aquí este video de un nuevo grupo musical  que se llama Mummuc, que proponen una forma divertida de hacerlo cantando, y que  van a dar mucho que hablar esta temporada.

Comparte este artículo
Esta entrada fue publicada en CONFIESO QUE COMO. Guarda el enlace permanente.

5 respuestas a A VUELTAS CON EL TUPPER

  1. DOLORES JORDÁN dice:

    Qué alegría ver de nuevo funcionar el blog.
    Este año voy a comer de tupper todo el año. Y me viene genial recetas para poder perder los 30 kilos de más que tengo.
    Un saludo y gracias por todos tus consejos

    • Marta dice:

      Pues animo, se constante en llevarte la comida y verás cómo lo consigues.
      Mira las recetas de esta semana, veras como te gustan

  2. Cris dice:

    Por fin el blog de nuevo!!!
    Yo abogo por el tupper en el trabajo, además cada día está más de moda.
    La empresa en la que trabajo ha cambiado las oficinas y el nuevo edificio tiene espacios destinados para ello: mesas, neveras, microondas…. Casi siempre me llevo el tupper porque es la única forma de controlar 100 % lo que comes. Cuando tomo el menú de la cafetería lo noto…
    Un abrazo

    Cris

    • Marta dice:

      Hola Cris, gracias por tus ánimos y tus cometarios como siempre .Es cierto que eres una firme convencida de los beneficios de llevarse la comida a la ofi, voy a ir publicando en los siguientes post recetas nuevas y fáciles, espero que te gusten. No me dices nada del guapazo del cantante de Mummuc!

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *

Puedes usar las siguientes etiquetas y atributos HTML: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>